3ª edición 2017-2018

El “Premio Internacional CGLU - CIUDAD DE MÉXICO – Cultura 21” tiene como objetivo reconocer a ciudades y personalidades líderes que se hayan destacado en su aporte a la cultura como pilar del desarrollo sostenible.

El “Premio Internacional CGLU - CIUDAD DE MÉXICO – Cultura 21” tiene dos categorías: el Premio a una Ciudad / Gobierno Local o Regional, que premiará a una ciudad, gobierno local o regional cuya política cultural haya contribuido significativamente a relacionar los valores de la cultura (el patrimonio, la diver­sidad, la creatividad y la transmisión de conocimientos) con la gobernanza democrática, la participación ciudadana y el desarrollo sostenible, y el Premio a una Personalidad, que premiará una personalidad destacada mundialmente por haber hecho una aportación fundamental a la relación entre cultura y desarrollo sostenible.

Las Bases del Premio Internacional 'CGLU – CIUDAD DE MÉXICO – Cultura 21' están disponibles en Español, Francés, Inglés y Ruso.

Categoría "Ciudad" 3ª edición 2017-2018

El Jurado resolvió que los ganadores del Premio sean (en orden alfabético) las candidaturas “La ciudad sostenible: la Carta de Cooperación Cultural de Lyon”, presentada por la ciudad de Lyon (Francia) y “Gobernanza local de la cultura: la Mesa Redonda de Artistas”, presentada por Seongbuk (Seúl, República de Corea). Ambas candidaturas recibirán 25.000 euros cada una.

Lyon, Francia
no-alternative
Resumen
no-alternative
Artículo

La Carta de Cooperación Cultural de Lyon es un programa que cuenta con más de quince años de experiencia, implica a las 27 instituciones, servicios municipales o eventos culturales, creativos o patrimoniales que cuentan con mayor apoyo financiero de la ciudad en más de 300 proyectos, acciones concretas o nuevos servicios adaptados a los desafíos de las políticas que relacionan cultura y desarrollo sostenible de la ciudad.

La Carta de Cooperación Cultural de Lyon ha entrado en su cuarta edición y se extiende actualmente a toda la metrópolis de Lyon, en 24 ciudades diferentes. El programa se ha convertido en una herramienta modélica para las políticas culturales, pues éstas convergen (y se aseguran así compromisos concretos) con todas y cada una de las políticas locales transversales que “fabrican” una ciudad sostenible: equilibrios urbanos y solidaridades, participación ciudadana, políticas de igualdad y lucha contra las discriminaciones, memorias y diversidades, educación e intercambio de conocimientos, sobriedad energética, responsabilidad ecológica e innovaciones sociales.

Además, el programa se basa en un proceso continuo de reflexión, intercambio de información, capacitación, construcción de proyectos y evaluación conjunta con los actores implicados, a diferentes escalas territoriales y sobre temáticas que evolucionan con el tiempo.

Seongbuk, Seúl, República de Corea
no-alternative
Resumen
no-alternative
Artículo

El programa “Gobernanza local de la cultura: la Mesa Redonda de Artistas” comenzó a operar en 2014 en Seongbuk, un distrito de Seúl, y se ha transformado en la más importante iniciativa de la comunidad de esta área, con más de 300 personas que trabajan en conjunto sobre la base de la gobernanza cultural.

La Mesa Redonda de Artistas se define a sí misma como una red que trabaja en conjunto para la convivencia y la cooperación de la cultura local. Uno de sus objetivos es el trabajo cooperativo con los responsables de la política cultural de la ciudad, mediante la Fundación Cultural Seongbuk y las otras instituciones públicas con responsabilidad en la ciudad.

La Mesa Redonda Común de Artistas de Seongbuk opera conforme al valor y los principios de la "actividad autónoma" (autonomía), la "democracia cultural" (democracia), la "amistad y la cooperación" (solidaridad) y el "respeto a las diferencias culturales" (diversidad). Además, organiza festivales locales, gestiona espacios culturales y se esfuerza por respaldar a toda la comunidad artística y cultural de la ciudad.

Mención especial

El Jurado acordó realizar una mención especial a los siguientes proyectos (en orden alfabético).

Estos 6 proyectos constituyen excelentes ejemplos de aplicación en el ámbito local de la Agenda 21 de la cultura.

Dublín (Irlanda)

Por el programa “La cultura conecta”, iniciado en el año 2015; el programa está basado en las historias, los deseos y las experiencias de las personas que habitan la ciudad; se trata de un programa muy sólido e innovador de empoderamiento cultural, que ha mostrado la importancia de escuchar, aprender y compartir con la gente y ha demostrado que, si existe voluntad, las políticas culturales sirven a las personas que más las necesitan.

Hamilton (Ontario, Canadá)

Por el programa “Ame su ciudad. La transformación de Hamilton a través de la cultura”, basado en la consideración de la cultura como el cuarto pilar del desarrollo sostenible; el programa se concreta con un Plan Cultural con un enfoque holístico e integrador hacia la planificación, que implica a la ciudadanía con diversas técnicas de participación y que resulta en una "responsabilidad compartida de la cultura".

Montevideo (Uruguay)

Por el programa “Políticas Culturales con Perspectivas de Igualdad de Género”; este programa se ha discutido con los colectivos culturales que reciben apoyo de dineros públicos y se ha estructurado con propuestas y proyectos muy concretos; el impacto del programa demuestra cómo, si existe voluntad política y rigor técnico, la perspectiva de género en las políticas culturales redunda en la ampliación de las libertades para toda la ciudadanía.

Nablús (Palestina)

Por el programa “Cómo salvar la identidad cultural durante la ocupación - Regeneración del centro histórico de Nablus”, por el compromiso de las instituciones educativas, civiles y municipales de la ciudad en los trabajos de regeneración del centro histórico, con el objetivo de que sus habitantes pudieran permanecer en sus hogares y de asegurar la reconstrucción de cientos de edificaciones y casas patrimoniales.

Novosibirsk (Federación Rusa)

Por el programa “Convirtamos la ciudad en un museo”, que apuesta por promover la presencia de las actividades culturales y artísticas en los espacios públicos de la ciudad, la utilización de las tecnologías de la información y la implicación de la ciudadanía en actividades específicas.

Saha-gu (Busán, República de Corea)

Por el proyecto “Pueblo de la Cultura Gamcheon”, una iniciativa de regeneración urbana plurianual mediante el arte y la cultura, que ha revitalizado el barrio de Gamcheon; el proyecto se ha basado en una estrecha cooperación entre residentes, artistas y gobierno local, en un sistema innovador de gobernanza democrática.

Categoría "Personalidad" 3ª edición 2017-2018

Esta categoría premia a una personalidad destacada mundialmente por haber hecho una aportación fundamental a la relación entre cultura y desarrollo sostenible. El premio a la personalidad es designado por el jurado, sin proceso abierto de competencia. La categoría “Personalidad” está dotada con la cantidad de 25.000 euros.

El Jurado resolvió que el Premio en la categoría Personalidad fuera compartido ex-aequo por dos personas (en orden alfabético).

Basma ElHusseiny
no-alternative
Nota biográfica

Gestora cultural y activista. Basma El Husseiny dirige actualmente la organización Action for Hope, con sede en Beirut, que tiene como misión el proporcionar apoyo cultural y programas de desarrollo cultural a las comunidades en crisis, centrándose en los refugiados y las comunidades empobrecidas. Ha estado involucrada en proyectos y organizaciones culturales independientes en la región árabe durante los últimos 30 años.

Basma fue directora artística del British Council en Egipto (1988-1998) y responsable del Programa de Medios, Arte y Cultura de la Fundación Ford en Oriente Medio y el Norte de África (1999-2003). En 2004 fundó Cultural Resource – Al Mawred Al Thagafy, la principal organización cultural independiente de la región árabe, y fue su directora hasta septiembre de 2014. En 2006 cofundó el Fondo Árabe para las Artes y la Cultura (AFAC) y fue miembro fundador del consejo de administración hasta 2009. También codiseñó el Máster en Políticas Culturales y Gestión Cultural de la Universidad Hassan II de Marruecos.

Basma es experta en gobernanza cultural de la UNESCO, miembro del Grupo Árabe de Políticas Culturales, exmiembro del Consejo Asesor del Centro de Políticas y Gestión Cultural de la Universidad Bilgi de Estambul y representante en Egipto de la Red Arterial (la red cultural más grande de África).

Patrice Meyer-Bisch
no-alternative
Nota biográfica

Doctor en Filosofía por la Universidad de Friburgo (Suiza) y autor de una tesis de especialización en Ética Política por la Universidad de Estrasburgo (Francia). Hasta 2016 fue coordinador del Instituto Interdisciplinario de Ética y Derechos Humanos (IIEDH) de la Universidad de Friburgo, y actualmente es el presidente del Observatorio de la Diversidad y los Derechos Culturales (programa del IIEDH creado en 2004) y de la Cátedra UNESCO de Derechos Humanos y Democracia de la misma universidad.

Patrice es bien conocido por su trabajo en el campo de los derechos culturales a nivel internacional, siendo el más importante promotor de la Declaración de Friburgo sobre los Derechos Culturales (2007), resultado de veinte años de trabajo de un grupo internacional de expertos, el “Grupo de Friburgo”, que fomenta los derechos culturales dentro del sistema de derechos humanos. Patrice Meyer-Bisch ha llevado a cabo investigaciones en varios países de Europa y África.

Mediante su trabajo ha tenido una considerable influencia en la concepción de la diversidad cultural y los derechos culturales como vías para alcanzar un desarrollo sostenible que incluya a todas las personas y todos los ámbitos, mediante la implementación efectiva de la interdependencia de los derechos humanos. En sus trabajos, los derechos culturales son considerados, junto a los derechos económicos, pero también los derechos civiles, políticos y sociales, como la base, la “gramática”, el espacio de interpretación del desarrollo de las personas y las sociedades.

Participantes

El premio reconoce una política, un programa o un proyecto original, que incluya explícitamente los principios de la Agenda 21 para la cultura. La acción premiada debe contar con, por lo menos, dos años de ejecución y documentar pruebas del impacto y éxito logrados.

Una ciudad, un gobierno local o regional puede presentar solamente una candidatura.

99 ciudades han participado en la primera edición del Premio:

 

El Jurado de la 3a edición del Premio Internacional CGLU - Ciudad de México - Cultura 21 està formado por cinco expertos internacionales, personalidades de intachable trayectoria en el medio cultural y de enorme prestigio, garantizando así la notoriedad y relevancia del Premio: Farida Shaheed (presidenta del Jurado); Catherine Cullen; Lucina Jiménez; Eduardo Nivón y Eduardo Vázquez Martín.

  • Farida Shaheed
    Farida Shaheed es una socióloga pakistani, y fue la primera Relatora Especial de las Naciones Unidas en el campo de Derechos Culturales.
  • Catherine Cullen
    Catherine Cullen es Asesora Especial sobre Cultura y Ciudades Sostenibles, y ha sido presidenta de la Comisión de cultura de CGLU.
  • Lucina Jiménez
    Lucina Jiménez es una experta de la Comisión de cultura de CGLU, y también es la actual directora de Conarte.
  • Eduardo Nivón Bolán
    Eduardo Nivón Bolán es profesor en el Departamento de Antropología de la Universidad Autónoma Metropolitana de México.
  • Eduardo Vázquez Martín
    Eduardo Vázquez Martín es poeta, promotor cultural, editor y periodista, y también es el actual Secretario de Cultura de la Ciudad de México.

Consulta debajo el documento de presentación del Jurado Internacional de la 3a edición del Premio.